En un esfuerzo por impulsar la empleabilidad de personas mayores de 50 años, el Gobierno Vasco ha anunciado un ambicioso plan en el que destinará dos millones de euros para subvencionar y fomentar la contratación de más de doscientas personas. La iniciativa, impulsada por el Departamento de Trabajo y Empleo en colaboración con los sindicatos, tiene como objetivo principal facilitar la inserción laboral de aquellos que han estado desempleados durante un año o menos.

La vicepresidenta del Gobierno Vasco y consejera de Trabajo y Empleo, Idoia Mendia, anunció el lanzamiento del programa durante la última Legislatura vasca. Este proyecto surge como respuesta a la necesidad de abordar el desempleo entre personas mayores de 50 años, una realidad que afecta significativamente a este grupo de la población.

Para acceder a la ayuda financiera, las empresas deberán cumplir con ciertos requisitos. Los contratos de trabajo deben tener una duración mínima de seis meses, ya sea de forma temporal o indefinida. En el caso de contratos indefinidos, Lanbide abonará la mitad del salario anual del empleado. Es fundamental que los puestos de trabajo sean a tiempo completo, y en el caso de contratos a tiempo parcial, no pueden ser inferiores al 70% del tiempo total de trabajo.

Una característica destacada del programa es el incentivo adicional para la contratación de mujeres y personas mayores de 55 años. Las empresas que contraten a individuos que cumplan con alguno de estos criterios recibirán ayudas un 15% superiores. Además, si el empleado ha participado en una sesión de Formación Profesional en los dos últimos años, la ayuda se incrementará en un 10%. En el caso de cumplir ambas condiciones, la cuantía de la ayuda se elevará en un 20%.

Al observar las estadísticas del primer semestre de este año, el 43,24% de los desempleados superaban los 50 años. Un dato relevante es que el 63,84% de ellos tenía más de 55 años, y el 38% llevaba un año o menos en situación de desempleo. Además, más de la mitad de los afectados eran mujeres, representando el 56,28% del total, mientras que el 42,72% eran hombres.

Esta iniciativa se suma a la reciente aprobación de un aumento presupuestario para el programa «Primera Oportunidad». Ante la abrumadora demanda, el Gobierno Vasco destinará 1,6 millones de euros adicionales para fomentar el empleo entre jóvenes menores de 30 años sin experiencia laboral. El año pasado, este programa respaldó 941 contratos, marcando un paso significativo hacia la inclusión laboral de la juventud en la región.

Con estas acciones, el Gobierno Vasco demuestra su compromiso con la diversificación y fortalecimiento del mercado laboral, brindando oportunidades equitativas para personas de diferentes edades y perfiles. Este enfoque integral hacia el empleo contribuirá a construir una sociedad más inclusiva y resiliente.

 Para cualquier duda o ampliar la información nuestro equipo de asesores fiscales están a tu disposición.

Compartir esta entrada: